fbpx

Carlos Maslatón: hay regulaciones buenas y malas para bitcoin

Ago 25, 2021

Hechos clave:
  • Maslatón advierte sobre los riesgos del apalancamiento en cualquier mercado financiero.

  • Para el abogado, nadie debería poner sus BTC en plataformas o fondos de inversión no regulados.

El abogado argentino y analista de mercados Carlos Maslatón estuvo presente en una charla en vivo que se efectuó a través de Twitter días atrás. La temática de la conversación fue principalmente el mercado de bitcoin (BTC) y de las demás criptomonedas. 

En ese diálogo, que contó con más de 3.000 espectadores en directo y quedó publicado en el canal de Twitch «Derecha sin censura», Maslatón se expresó sobre varias cuestiones relacionadas con las operaciones con criptoactivos

A modo introductorio, el abogado y extesorero de la compañía de custodia de BTC Xapo, mencionó que, a su entender, existen cuatro categorías de productos financieros: acciones o índices, bonos, commodities y monedas. A esta última categoría pertenecen bitcoin y otros activos digitales. 

«Yo opero, analizo y hago predicciones», mencionó Maslatón con relación a su actividad con esos productos. «Lo que hago es seguir los ciclos de los mercados, incluso los miniciclos y tratar de comprar en el mejor momento y vender también en el mejor momento», agregó. 

En las más de cuatro horas que duró la conversación se expusieron varios temas y hablaron varios participantes del espacio. A continuación, se presenta un resumen de algunas opiniones de Carlos Maslatón sobre bitcoin y las criptomonedas, que fueron expuestas en ese ámbito. 

A modo aclaratorio, el orador indicó durante la transmisión: «la palabra recomendación y asesoramiento está fuera de mi lenguaje por razones legales. Yo no recomiendo ni asesoro nada, yo solo puedo dar una opinión de cómo veo las cosas». 

Cuidado con el apalancamiento 

La Criptopedia, que es una sección educativa de CriptoNoticias, define el apalancamiento como «una estrategia financiera utilizada para aumentar las ganancias que se pueden percibir en una inversión». Añade el texto que este método implica endeudarse mediante créditos con el fin de que la rentabilidad de una operación comercial se incremente. 

A modo de advertencia, la Criptopedia indica que «a mayor grado de apalancamiento, mayor también es el riesgo de pérdidas». Por este motivo «suele ser una práctica riesgosa, sobre todo en mercados altamente volátiles como el de las criptomonedas». 

En concordancia con estas advertencias, Maslatón, durante su exposición, se manifestó en contra de efectuar esta práctica en cualquier mercado financiero. «Si vos te apalancás 10, 50, 100 o 500 veces en el capital que tenés, y el mercado va apenas unos minutos para el lado contrario de donde vos creíste que iba a ir, podés perderlo todo», explicó. 

El leverage [apalancamiento] es uno de los más grandes errores, especialmente de los principiantes en los mercados financieros. Se debe a la creencia de que van a poder multiplicar varias veces el efecto de lo que están queriendo hacer. Es parte de la ambición, pero también es parte del desconocimiento. Generalmente, las personas que incurren en esta modalidad especulativa no comprenden lo que están haciendo. 

Carlos Maslatón, abogado y analista de mercados.

Para Maslatón, el apalancamiento es «uno de los más grandes errores, especialmente de los principiantes, en los mercados financieros». Fuente: Pixabay.

A quienes les gusta «jugar con el leverage», Maslatón los compara con quienes juegan a la ruleta rusa o a alguien que salta hacia el vacío: «puede caer en el agua y salvarse o darse contra una piedra». 

De todos modos, el analista hace excepciones a su regla: «yo puedo usar palanca, yo personalmente para mí puedo usar palanca, pero es como la energía atómica, lo pueden usar muy pocas personas, nada más, el resto son jugadores que están predestinados a fundirse». 

Hay regulaciones buenas y malas para la industria de bitcoin 

Otro de los temas sobre los que Maslatón se manifestó fue sobre las regulaciones en el mercado de bitcoin. El abogado, aunque hizo famosa su expresión «100% barrani» (es decir, a favor del comercio libre, no regulado y sin cargas impositivas) rechaza considerar malas por sí mismas a las regulaciones a la industria de bitcoin.  

Ya desde su época de tesorero en Xapo, Maslatón sostenía que las empresas bitcoiners debían imponerse a sí mismas estándares regulatorios y políticas KYC incluso más exigentes que los de los propios bancos, pues ambas industrias, según él, estaban destinadas a trabajar de forma mancomunada.  

Específicamente, durante la conversación en Twitter, se hizo referencia a un reciente caso reportado por este medio, en el cual el trader Pablo Kobylañsly, bajo el alias de Ozono, captó USD 70 mil de sus seguidores en Twitter para un fondo de inversión no regulado y los perdió al apalancarse en Ethereum. 

El propio Kobylañsly estuvo presente en la charla de Twitter y confirmó que, efectivamente, eso fue lo que ocurrió. Rechazó haber robado el dinero y explicó que se trató de un error de su parte. 

Maslatón aprovechó el caso para reforzar sus argumentos en contra del apalancamiento, y también se refirió a que nadie debería entregarle su dinero a una tercera parte, si no está bajo control de los reguladores

«La mayoría de los jugadores en los mercados financieros (no los inversionistas) están predestinados a quebrar y muchas veces se arrastra, lamentablemente, a terceros de buena fe que confían en ellos». 

Carlos Maslatón, abogado y analista de mercados.

El abogado, que se define como «liberal manchesteriano» no ignora que a muchos bitcoiners que también se encuentran dentro del liberalismo, sean reacios a aceptar las regulaciones, «pero hay regulaciones buenas y malas, racionales e irracionales», argumenta. Para el caso de fondos de inversiones con criptomonedas, exchanges, servicios de custodia de bitcoin, etcétera, Maslatón explica que «el estar regulado sirve para que el inversionista pueda monitorear lo que va pasando, y estar seguro de dónde están resguardados los activos».  

«Si vos le das dinero a otra persona, tiene que ser un fondo registrado, donde haya una autoridad que se fije a cada momento qué es lo que sucede y dónde están los activos», argumenta Maslatón. 

En la conversación se mencionó el caso de AfriCrypt, que fue oportunamente reportado por CriptoNoticias. En junio de este año, los dueños de este exchange sudafricano desaparecieron junto con 69 mil BTC. Días más tarde reaparecieron en escena y dijeron que la plataforma había sido hackeada. 

«¡¿Cómo diablos alguien confía en una cosa así?!», se pregunta Maslatón sobre el asunto. «A mí me parece impresionante. O vas a un fondo regulado o los tenés en un exchange de los conocidos», añade. 

Maslatón mencionó específicamente a Bitfinex, Bitstamp, Kraken, Coinbase, Bitso, SatoshiTango, Ripio y Bitex. «No nombré a Binance porque no es regulada, pero me parece un lugar totalmente confiable para custodiar activos y más básicamente para operar», añade. 

A modo de ejemplo sobre el asunto, el abogado mencionó que un vecino, que vive en su mismo edificio, le manifestó haber invertido USD 800 mil en un fondo de inversión no regulado y que le estaban pidiendo más dinero: «¡800 lucas mandó el tipo! ¡Un demente! Y las mandó a una isla que está en el Océano Índico… no lo ve más a ese dinero». 

Dicho todo esto, vale aclarar que el ideal que muchos bitcoiners sostienen está lejos de mantener los BTC y otros criptoactivos en exchanges y servicios de custodia. «Si no son tus llaves, no son tus bitcoins», dice el proverbio y es por eso que los monederos de autocustodia son la opción preferida de muchos que eligen mantenerse alejados de cualquier intermediario entre ellos y su dinero. 

Ethereum, Cardano y PancakeSwap: ¿qué piensa Maslatón sobre las altcoins? 

Una vez más, la Criptopedia sale a nuestra ayuda y, en su Glosario, nos brinda una definición de «altcoin». Se explica allí que se trata de un «término empleado para referirse a las criptomonedas alternativas a bitcoin; como litecoin, ether, dash, monero, zcash, bitcoin cash, entre otras». Se añade que la palabra también puede ser usara para referirse a «otros activos criptográficos que no poseen su propio libro contable, como los tokens». 

«Recién había una pregunta sobre shitcoins, altcoins, si son una porquería… poné el gráfico para ver si es una porquería o no y veamos caso por caso», dijo Maslatón en el space de Twitter en el que participó. Para él, «la forma de valuar la utilidad de una cosa es su comportamiento en el mercado y no hay otra». 

En la misma línea, el abogado dijo no prestarle atención a cuestiones como el efecto de red, que dice que la utilidad de algo, -por ejemplo, de bitcoin-, aumenta a medida que más personas lo adoptan y usan. «Mi interpretación sobre si algo sirve o no sirve, es el precio», explicó. 

Durante su exposición, el analista argentino valoró positivamente tanto a bitcoin como a ether (ETH) y a cardano (ADA). Sobre esta última criptomoneda, dijo que su precio podría apuntar, en los próximos años, hacia los USD 25. Maslatón también dijo operar el token CAKE, del exchange descentralizado PancakeSwap. 

Con relación al precio de bitcoin, este portal informativo reportó días atrás que, según Maslatón, podría llegar a valer USD 1 millón en el año 2025. En un período más corto, según él, su precio podría rondar los USD 95 mil antes de que culmine el corriente año. 

Información exclusiva y privilegiada

Recibe información exclusiva de los negocios de hoy en tu bandeja de entrada todas las semanas.

A %d blogueros les gusta esto: