fbpx

Inversión e inflación en 2022: las mejores ideas para ganar al mercado

Dic 12, 2021

Para medir correctamente las implicaciones de la inflación en la inversión en 2022, necesitamos saber dos cosas: primero, ¿cómo de rápido se desacelerará la inflación, si es que lo hace? Y segundo, ¿qué harán los bancos centrales al respecto?

12 dic, 2021

Act. a las 06:00

Este es el escenario base que manejan los expertos de la gestora estadounidense Nuveen. «Aprendimos en 2021 que la inflación en máximos de 40 años en EEUU ha sido bien soportado por los mercados de valores y ha resultado bastante benigno para los mercados de bonos, siempre que haya un banco central muy dócil a la cabeza», afirman estos expertos en su informe estratégico para 2022.

Los activos que a menudo se consideran coberturas de inflación como TIPS o el oro se comportaron bien en algunos momentos, pero menos en otros. Pero los inversores en estos activos ahora deben considerar si renuevan su seguro de inflación, con una prima mucho más alta para 2022, o recurren a una combinación más equilibrada de activos que puedan funcionar bien de manera confiable cuando tanto la inflación como el crecimiento estén por encima del promedio.

«Obviamente preferimos el último enfoque, particularmente porque esperamos que la inflación subyacente retroceda a cerca del 2% en la segunda mitad del año«, argumentan. A pesar de la alta inflación, las tasas de interés se comportaron muy bien durante la mayor parte de 2021. Esto, nuevamente, es debido a la voluntad de los bancos centrales de fijar las tasas de política monetaria en cero incluso cuando los precios subieron.

De hecho, debido a que la política monetaria se considera, con razón, central para las perspectivas tanto de las tasas como de la inflación, la correlación entre ambas se ha invertido. Una inflación más alta aumenta el riesgo de que la Fed y sus pares tengan que intervenir para endurecer la política, aplanando la curva de rendimiento al hacer que las tasas cortas suban y las tasas a largo plazo bajen. Una inflación más baja quita la presión de la Fed para ajustar y alargar la pista para obtener dinero fácil, lo que aumenta la curva de rendimiento con tasas de efectivo ancladas en cero.

«A medida que la inflación disminuya en 2022, los mercados deberían preocuparse menos por las subidas de tipos inminentes y agresivas, y la curva de rendimiento debería empinarse suavemente. En este escenario, prevemos desafíos continuos para la renta fija sensible a las tasas de interés, pero una mayor reducción de los diferenciales crediticios corporativos. Es por eso que preferimos mantener la duración de la cartera más corta de lo normal en este momento mientras mantenemos un poco más de riesgo crediticio», argumentan los expertos de Nuveen.

«Dentro de la renta variable, los valores cíclicos y financieros globales tienden a tener un mejor desempeño cuando la curva se inclina y el camino del crecimiento se vuelve más claro. Y si bien los activos privados como los bienes inmobiliarios pueden ser sensibles al aumento de las tasas, no deberían verse demasiado afectados por rendimientos moderadamente más altos en el contexto de un crecimiento económico por encima de la tendencia», añaden.

«Por último, los activos reales pueden prosperar en un entorno de buen crecimiento e inflación elevada, y aquellos vinculados a la infraestructura pueden beneficiarse de nuevas inversiones en energía verde e inversiones atrasadas de gobiernos y empresas para aumentar la productividad», argumentan.

«El principal riesgo para nuestras perspectivas sigue siendo un endurecimiento repentino de las condiciones financieras si los bancos centrales se ven obligados a responder a la inflación impulsada por un mercado laboral demasiado ajustado. A medida que la economía global continúa en su camino de regreso a la normalidad y los retornos del mercado regresan a la Tierra, ahora es un momento oportuno para que los inversores consideren sus objetivos financieros y ajusten sus estrategias de asignación de activos en consecuencia», consideran.

POSICIONAMIENTO EN RENTA VARIABLE

«En términos generales, las valoraciones de las acciones de todo el mundo parecen completas, pero vemos oportunidades en todos los sectores y mercados. Esperamos que las valoraciones se mantengan relativamente planas el próximo año. Y al mismo tiempo, es probable que el crecimiento de las ganancias se desacelere (pero se mantenga por encima de la tendencia)», señalan sus expertos en renta variable.

«Como tal, esperamos que las acciones suban el próximo año, pero la volatilidad debería aumentar y las oportunidades serán más difíciles de encontrar. Esto hará que la selección de valores sea cada vez más importante. Un riesgo clave sería si la Fed endurece la política demasiado rápido como resultado de aumentos salariales imprevistos», indican.

«Vemos oportunidades en los estilos de crecimiento y valor, pero con un sesgo mayoritariamente cíclico. En cuanto al posicionamiento geográfico, los retornos estadounidenses han dominado los mercados desarrollados debido a una reapertura más rápida y un crecimiento económico más fuerte. Esperamos que otros mercados desarrollados (especialmente Europa) se pongan al día en 2022. Los mercados emergentes parecen infravalorados, pero el exceso regulatorio de China sigue siendo una nube oscura», destacan.

Como mejores ideas para el próximo año, subrayan que «las empresas de pequeña capitalización de EEUU deberían beneficiarse de una mayor inflación, un sólido crecimiento económico y un aumento de las tasas de interés. También favorecemos los mercados desarrollados no estadounidenses (Europa), que están relativamente infravalorados y deberían experimentar un sólido crecimiento de las ganancias».

Seguir leyendo en:

https://www.bolsamania.com/fundsnews/noticias/gestoras/inversion-inflacion-2022-las-mejores-ideas-para-ganar-mercado–8847464.html

Información exclusiva y privilegiada

Recibe información exclusiva de los negocios de hoy en tu bandeja de entrada todas las semanas.

A %d blogueros les gusta esto: